01 de Octubre de 2022

Murió una nena de 8 años por Covid-19 en Lanús: el dramático proceso relatado por sus padres

Lanús. Sociedad
·
16 de julio de 2021

Julieta Arias estuvo nueve días en terapia intensiva. No tenía comorbilidades y su primer síntoma fue un sarpullido que al principio pasó inadvertido para los médicos. Falleció por un “síndrome inflamatorio multisistémico”.

Todas las historias detrás de los más de las más 100.000 víctimas fatales que dejó el Covid-19 en la Argentina son dolorosas para quienes las sufrieron -y sufren- de cerca. De ellas, si se permite una categorización, la de padres que tuvieron que despedir a hijos han de ser las más duras. Es la realidad que les toca padecer a Cintya Fonteina (42) y Daniel Arias (50): Julieta, una de las dos hijas de ambos, falleció por coronavirus con apenas 8 años.

Los Arias viven en Lanús. Sin comorbilidades y muy activa, Julieta Arias estuvo nueve días internada en la terapia intensiva del Hospital Evita. Antes le habían dado el alta epidemiológica porque toda la familia había sido diagnosticada con Covid-19 en una cadena de contagios que había empezado a fines de mayo con Cintya.

Frente a semejante drama, los papás de Julieta alzan la voz para que se acelere el comienzo de la vacunación pediátrica en el país, lo que puede llegar a cristalizarse en breve con los acuerdos firmados con los laboratorios Phizer y Moderna, productores de los sueros que están habilitados para su provisión en niños.

En su caso, las primeras manifestaciones orgánicas empezaron con manchas en la piel de la nena, las que no fueron valoradas como indicadores de Covid-19 por los médicos que la atendieron al principio. “Si hubiéramos sabido antes lo de las manchitas, esto sería todo muy distinto”, dijo Cintya.

La familia completa: su madre Cintya, su hermana Selena, Julieta y Daniel, su padre.
La familia completa: su madre Cintya, su hermana Selena, Julieta y Daniel, su padre.

Por ello, además de pedir por la vacunación pediátrica, los padres de Julieta pidieron que este caso permita difundir que las manchas en la piel son uno de los síntomas del coronavirus. “Si tienen hijos chiquitos y ven unos granitos raros en su cuerpo, vayan a ver qué está pasando. El sarpullido es un síntoma y nosotros nos venimos a enterar ahora. El médico de cabecera tendría que habernos dicho, más sabiendo que tuvimos coronavirus”, advirtieron.

El Covid-19 y un drama enorme

Cintya y Daniel reclamaron que haya más y mejor información respecto del impacto del Covid-19 en los menores, para que otros padres no se encuentren con la incertidumbre que les tocó atravesar en el comienzo del proceso infeccioso de Julieta, con manifestaciones orgánicas que, dicen, no fueron analizadas como síntomas de coronavirus por los médicos que la atendieron al principio.

El derrotero de los Arias con Julieta empezó el 8 de junio, cuando a la nena le aparecieron unas manchas en la piel, en el pecho, cerca de las axilas, en las piernas y en el cuello. La respuesta de su pediatra de cabecera, al que consultaron en forma virtual al enviarle fotos, fue que se trataba de una reacción alérgica y que por ende debían tratarla “con Caladryl”.

Para ese entonces, toda la familia ya había sido diagnosticada con coronavirus, por contagio confirmado o por contacto estrecho. La cadena había comenzado con el positivo de Cintya, informado el 26 de mayo después de haber sido hisopada en una Unidad de Pronta Atención (UPA) de Lanús. De inmediato, Daniel, Julieta y Selena, su otra hija de 16 años, fueron también aislados sin haber sido hisopados.

Daniel y Selena tuvieron fiebre y tos seca (el padre levantó temperatura durante 12 días) pero ninguno debió ser hospitalizado. Julieta, en cambio, atravesó el aislamiento sin síntomas hasta que todo el grupo fue dado de alta.

Cuando ello sucedió, los Arias dijeron haber tocado “el cielo con las manos” porque “las nenas no tuvieron complicaciones”, según contó Daniel, pero aclaró: “Nunca nos imaginamos lo que vino después”.

Julieta junto a su tía Angélica el 18 de junio, cuando cumplió sus 8 años.
Julieta junto a su tía Angélica el 18 de junio, cuando cumplió sus 8 años.

El 18 de junio apareció el sarpullido en el cuerpo de Julieta. Siguieron con el tratamiento epidérmico recomendado por el pediatra (que sabía que toda la familia había sido aislada por Covid-19) y “a los tres o cuatro días desapareció sin ningún otro síntoma”, indicó la mamá, quien aportó además que entendieron que se trató “de una erupción, un estado alérgico y se fue”.

Los síntomas que tuvo la nena de Lanús

La crisis se desató 10 días más tarde, cuando Julieta empezó con malestar gastrointestinal y fiebre muy alta. Llegó a tener 39°7. “Salimos corriendo con mi marido hasta la guardia. ‘Algo está pasando’, pensamos”, apuntó Cintya en el relato que le hicieron al diario Clarín.

Ese martes 29 de junio, ya en el Hospital Evita de Lanús, a Julieta le hicieron un hisopado y una radiografía de tórax. “La médica nos dijo que tenía como un puntito de una neumonía, que si no se le trataba que se podía agravar y hacer más grande”, contó la mamá. Los enviaron a su casa con la indicación de suministrarle amoxicilina 750 cada 8 horas y que, en caso de que hubiera vómitos, regresaran a la guardia.

Dolor en Burzaco: falleció la argentina más longeva que había logrado superar el Covid-19

Debieron volver a las pocas horas porque en la madrugada del miércoles Julieta empezó a vomitar. Insistieron en que le hicieran más estudios porque “la querían mandar a casa”. A la nena le tomaron muestras de sangre y orina y les dijeron que los resultados demorarían unas dos horas. En ese lapso, el estado de Julieta se agravó, con diarrea y vómitos.

Julieta quedó internada. En medio del comienzo del proceso de los análisis, Cintya le mostró a una médica las fotos de aquel sarpullido que le había aparecido a la nena días antes: “Eso es Covid”, le dijo la profesional.

Ya con el positivo confirmado tras el hisopado el jueves, la nena se mantuvo estable hasta el domingo a la mañana. “Mami, no puedo respirar”, le dijo a Cintya ese día. Debió ser trasladada a terapia intermedia porque ya le diagnosticaron neumonía. Los padres indicaron que cuatro días antes habían advertido que en las placas radiográficas se veían manchas en los pulmones.

El fallecimiento de la nena se produjo el viernes pasado, pero se conoció en las últimas horas.
El fallecimiento de la nena se produjo el viernes pasado, pero se conoció en las últimas horas.

Dijeron que no les hicieron caso. “Esto te lleva a tener muchísimas dudas de cómo fue atendida, si le dieron la atención correspondiente, sacar los antibióticos que fue lo que le dieron por esa manchita en el pulmón. Nos decían: ‘Nos preocupa la gastroenteritis, la diarrea, la fiebre alta’”, sostuvo Daniel.

El lunes, el cuadro se agravó, tanto que el neumonólogo les informó que debían intubar a Julieta, porque “el oxígeno no servía, tenía mucha taquicardia y no le bajaba la temperatura”, recordó la mamá. Ese día, a la nena la pusieron en coma farmacológico. “Pedimos cadenas de oración en muchos grupos. Fue una cosa que nunca imaginamos que nos podía tocar a nosotros”, relató Cintya.

La UNLZ, otra vez golpeada por el Covid-19: en dos días fallecieron un estudiante y un docente

El hospital les daba los partes médicos cada mediodía. “El martes me llamó el médico para decirme que el cuadro era delicado, que iba a hacer una excepción para que fuéramos a verla y nos dejaron pasar de a uno”, indicó Daniel.

El jueves 8 no les dieron información. A las 6 de la mañana del viernes 9, Daniel recibió un llamado del hospital en el que les dijeron que la nena tenía un cuadro “muy severo” y “no toleraba la medicación”. Les pidieron que se quedaran cerca por las dudas.

“A las 11 me volvieron a llamar para decirme que Julieta tuvo un paro cerebral y que era irreversible, que había que esperar que su corazón dejara de latir. Fue un balde de agua fría. Ya eso nos desestabilizó a todos acá”, recordó. Su hija falleció una hora después.

El Covid-19 le había provocado a Julieta una infección en todos sus órganos vitales: pulmones, corazón, hígado que se denomina “síndrome inflamatorio multisistémico”.

Temas relacionados /
Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar
Cómo es el proyecto para generar un centro de trasbordo en la zona de la estación de Banfield
Lomas de Zamora. Sociedad

Cómo es el proyecto para generar un centro de trasbordo en la zona de la estación de Banfield

El ladrón que robó un micro escolar y causó un desastre vial en el Conurbano volvió a delinquir: se llevó un camión y cayó tras otra persecución
Buenos Aires. Sociedad

El ladrón que causó un desastre con un micro escolar volvió a las andadas: se llevó un camión y cayó tras otra persecución

San Isidro Cerca Gustavo Posse Tarifas Diferenciadas Servicios
San Isidro. Sociedad

Suba de servicios: Gustavo Posse volvió a pedir que haya tarifas diferenciadas para las comunas

Buenos Aires CREA Gobierno Bonaerense Inscripción
Buenos Aires. Sociedad

Extienden la inscripción al programa de créditos para arreglar viviendas Buenos Aires CREA: cuál es el nuevo plazo