Desbaratan una banda que tenía 115 autos antiguos con papeles truchos y un tanque de guerra

Buenos Aires. Policiales
·
27 de septiembre de 2021

Luego de más de un año de investigaciones y de 16 allanamientos realizados en Capital y en el Conurbano, agentes federales detuvieron a seis personas. Les incautaron 1.411.605 pesos y 769.363 dólares.

Luego de más de un año de tareas de inteligencia y 16 allanamientos realizados tanto en la Ciudad de Buenos Aires como en distintas localidades del Gran Buenos Aires, finalmente se logró desbaratar a una banda que se dedicada a adulterar las numeraciones registrales de motor y chasis de autos antiguos de alta gama, como así también a fraguar documentos públicos.

Las investigaciones realizadas por los agentes federales de la División Investigación del Robo Organizado comenzaron en junio de 2020, cuando se pudo establecer que los delincuentes operaban de la siguiente manera: compraban automóviles antiguos de alta gama que estaban dados de baja para, posteriormente, adulterarles la numeración del chasis y del motor con el objetivo final de ponerlos a la venta en el mercado legal con documentación apócrifa.

A partir de las pruebas obtenidas por los detectives, el Juzgado Federal Nº 2 de San Martín, a cargo de Alicia Vence, y la Secretaría Nº 6 de María Elisa Gaeta ordenó los 16 allanamientos que se llevaron a cabo en Capital Federal y en localidades de San Martín, Tres de Febrero y Luján.

Así se logró la detención de seis personas y el secuestro de 115 autos antiguos de colección nacionales e importados, incluyendo una ambulancia y un tanque de guerra. También se decomisaron 3 motos antiguas, 2 revólveres calibre 38, 1.411.605 pesos, 769.363 dólares, distintas autopartes y documentación interés para la causa.

Había autos totalmente restaurados y otros destruidos, que eran comprados solo para usar los papeles.
Había autos totalmente restaurados y otros destruidos, que eran comprados solo para usar los papeles.

Tanto los detenidos como los elementos secuestrados quedaron a disposición del juzgado que interviene en la causa, caratulada como “falsificación de documentos públicos”.

La modalidad delictiva es bastante reciente, y quienes se dedican a este tipo de ilícitos ya tienen un mecanismo bien aceitado, por medio del cual roban vehículos que, luego de ser “truchados” y restaurados, son vendidos por miles de dólares, generalmente a través de Internet.

Hurlingham: motochorros asesinaron a un policía de la Ciudad en un violento tiroteo

Acerca del funcionamiento de estas bandas, uno de los responsables de la investigación detalló: “Entre un auto moderno y uno clásico, siempre es más fácil robar el viejo porque, por lo general, no tienen alarma ni seguridad electrónica. Por otra parte, en los autos nuevos el número de chasis, que es como el DNI del vehículo, viene escondido y es difícil de modificar. En cambio en un auto viejo esa identificación está a la vista”. Y, en declaraciones a Infobae, agregaba: “Si encima podés venderlos por mucha plata, el negocio es redondo”.

Así modifican las bandas a los autos antiguos

Para cometer el robo del vehículo generalmente interviene un solo delincuente, con conocimientos de mecánica y usando una herramienta tipo ganzúa, que en la jerga se conoce como “yuga”. Puede ser, por ejemplo, un cuchillo de cocina tipo serrucho pero totalmente limado, con el que fuerzan la cerradura. Una vez adentro, desarman la parte de abajo del volante para “puntear” el arranque y llevarse el coche.

Los autos clásicos tienen siempre un valor muy elevado, que en muchas casos superan los U$S 15.000.
Los autos clásicos tienen siempre un valor muy elevado, que en muchas casos superan los U$S 15.000.

Luego llega el momento del cambio de identidad del vehículo: al modificarle el número de chasis y el de motor se convierte en un auto “distinto” al robado. Este trabajo se hace en galpones clandestinos que tienen la fachada de talleres de restauración.

En cuanto a los números que se le ponen, puede ser el de algún auto del mismo modelo chocado o ya totalmente destruido, pero que está con los papeles al día. Y que los delincuentes compraron por pocos pesos en el mercado negro especialmente para la estafa.

Un detalle importante para que la estafa pueda concretarse es que los números identificatorios en este tipo de autos están prácticamente a la vista, con sólo abrir el baúl o el capot. Además están grabados originalmente a mano alzada, por lo que los tapan y los vuelven a reescribir sin problemas.

La ganancia que obtienen estas bandas delictivas es muy grande, ya que los autos clásicos que están en buen estado cuestan más que un 0km. Por ejemplo, en los sitios que se dedican a la venta legal de estos vehículos se puede conseguir un Torino modelo TS del año 72 a U$S 15.800, o un Ford Falcon Deluxe de 1977 por U$S 18.300.

Temas relacionados /
Suscribite a nuestro newsletter
Te puede interesar
El instante previo al momento que Florencia Alvite, La Toretto, embiste al motocilcista y lo mata en el acto.
Buenos Aires. Sociedad

Por qué puede salir en libertad en medio del proceso Felicitas Alvite, la Toretto de La Plata que mató a un motociclista por cruzar en rojo

Deportivo Riestra, River Plate, Alan Barrionuevo
Buenos Aires. Deportes

Quién es Alan Barrionuevo, uno de los héroes de Deportivo Riestra en el histórico triunfo contra River

El momento de la filmación a Paola Szchur totalmente ebria, a la vera de la Ruta 7 en General Rodriíguez.
Buenos Aires. Sociedad

La Provincia tomó dos tajantes decisiones con Paola Szchur, la funcionaria de General Rodríguez que chocó borracha en la Ruta 7

zapatillas retro, La Plata, Alpargatas
Buenos Aires. Sociedad

Reabre un viejo depósito de Alpargatas en La Plata y se podrán comprar zapatillas retro por $1.000: cuándo será y dónde queda